Luto hospitalario en Ecuador

Miles de doctores y enfermeros están falleciendo a causa del COVID-19, pues la gran mayoría de ellos se ha contagiado ejerciendo su profesión tratar de salvar a quienes tienen COVID-19.

Actualmente, Quito está viviendo la temporada más alta de contagios. Créditos: El Comercio

“Los hospitales ya no dan más, están colapsando. Los doctores y enfermeras se están contagiando. He visto a enfermeras y doctores amigos míos fallecer a manos de este terrible virus qué poco a poco nos está matando a todos. Nadie sabe cuándo acabará todo”, cuenta Fabian Aguilar, doctor y laboratorista, quien realiza pruebas de COVID-19.

Cuando a Fabián se le preguntó cómo podría definir la experiencia que vive día a día en el hospital, la definió con una sola palabra, la cual fue “duro”. “Todo el día estamos puestos el traje de bioseguridad, debemos siempre llevar con nosotros un pequeño tarrito de gel antibacterial para desinfectarnos las manos constantemente, para comer debemos tener mucho cuidado y ni siquiera podemos tocar la mesa. Todo es muy duro, nosotros como doctores estamos en pleno foco del contagio, pero ese es nuestro trabajo”, detalla Fabian.

Es impresionante escuchar el cómo detalla Aguilar lo que vive día a día, pues no puede ocultar la preocupación que siente al saber que todos sus compañeros y él exponen su vida en el hospital para salvar a miles de personas.

“La gente no entiende la gravedad del asunto y por esto, poco a poco, la gente ha empezado a bajar la guardia, se aliviana, despreocupa y se reúnen, es ahí cuando el virus se expande. Luego, cuando llegan contagiados al hospital, en estado crítico, es cuando se arrepienten y se dan cuenta de la verdadera realidad que se está viviendo en el país y en el mundo”, detalla.

“Más allá de quienes laboramos directamente con los contagiados, quienes somos más propensos a contraer el virus, hoy en el hospital no somos los únicos en riesgo, pues el personal administrativo y de alto rango ha resultado positivo para coronavirus y sin tener contacto directo con el paciente”, detalla Aguilar, Quién acota que uno de los directivos de un hospital en la capital ha dado positivo. Cabe recalcar que de seguro no es el único. “Nadie sabe cómo se contagió, él no tenía contacto con los pacientes sólo con nosotros. Creemos que tal vez al rato de firmar los papeles usó algún esfero de los que nosotros llevábamos y después se tocó la cara, no hay otra explicación”, afirma.

En Quito colapsaron los hospitales por completo. Créditos: BBC

Durante la entrevista el doctor Fabian Aguilar recibió aproximadamente más de 15 llamadas, en el transcurso de una hora. Las personas quienes llamaron a Fabian eran, nada más y nada menos que, familiares, amigos y conocidos quienes tenían algún síntoma de COVID-19 y buscaban que les realice Aguilar la prueba PCR. “Todo el día recibo llamadas de este tipo. Lo peor de todo es que esto recién inicia. El pico de contagios recién está empezando o tal vez no es ni el inicio”, concluye Aguilar.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *